martes, 28 de abril de 2015

Sola: carta a mi secuestrador - Lucy Christopher.






    Un extraño de ojos azules observa a Gemma desde la esquina de un café en el aeropuerto de Bangkok. Ella aún no lo sabe, pero Ty es un joven que la ha seguido durante años y que piensa llevarla a vivir con él al desierto australiano. Gemma de pronto se encuentra cautiva en un territorio desolado e inhóspito del que parece no haber escapatoria.¿Cómo alejarse de Ty, sabiendo que su vida está en sus manos?



    Ro aquí, trayéndoles un libro que acabo de leer hace unos siete minutos y no he podido aguantar hacer una reseña sobre esta creación tan increíble por Lucy Cristopher. 
    Gemma, una joven de unos dieciséis años estaba volviendo de unas vacaciones con sus padres, esperando en el aeropuerto para subir al avión que los devolviera a Londres. Al tener una pelea con sus padres, ella se va a tomar un café en el aeropuerto de Bankok. Ahí lo ve a Ty, chico mayor que ella con ojos tan azules como el océano. Ella cuenta como sucedió todo, como la secuestró, como la aprisionó en un infinito de arena, sol y calor, sus pensamientos y sentimientos hacía él y la situación en la que se encontraba. La historia esta escrita en segunda persona, y sinceramente, era la primera vez que leía algo así.  
    Gemma me gustó mucho como protagonista de esta larga carta. No tengo manera de describirla aparte de que hacía todo lo que yo abría hecho. La escritora, Lucy, describió el lugar con metáforas originales —aparte de ser una historia completamente original—, con personajes que yo jamás había leído, situaciones que te hacían rechinar los dientes de los nervios y sentir aquel revoltijo y tensión en el estomago al imaginarte toda la situación de ella. Describió las emociones de Gemma tan... bien que tu mism@ sentías todo aquello dentro tuyo. 
    Por otra parte, el personaje principal —y único en la mayoría del libro— era soñador, tanto como un niño de cinco años, fuerte, inteligente, creativo, y sobre todo, una persona que sabía como sobrevivir en el medio de la nada misma. Al principio lo odié, obviamente todo planeado por Lucy. ¡Estaba demente! Me daban ganas de golpearle, de hacerle entender que Gemma no quería estar allí, apartada de toda civilización, perdida en un desierto. Pero, con el transcurso de las páginas, mis pensamientos fueron cambiando, también los de Gemma, pero los suyos a una velocidad de caracol..., eso me gustó, la escritora se tomó su tiempo para que la protagonista entrase en confianza con su secuestrador. 
    Aprendí muchas cosas con este libro, algo que no siempre sucede. Cosas del desierto (aclaración: amo la naturaleza), sus plantas, y el poder imaginarte a ti misma allí, sin electricidad, ni otra persona que no sea tu captor. La forma en la que se manejaba Ty, quien era nativo de Australia y había vivido ahí en su infancia, conviviendo con las historias de los aborígenes, hacía que quieras mudarte al desierto para ver todo aquello y hacerlo también (al menos para yo). 
    En definitiva, es un libro completamente fuera de lo normal, una coma, un descanso de siempre los mismos clichés que estoy acostumbrada a leer. Aparte de que tienes tantas hipótesis de como terminará el libro, que llega a ser frustante. Tiene un final explosivo, lleno de emoción entre las letras y en ti, no lo esperas, o tal vez sí, pero llegas a ignorarlo porque siempre —o casi siempre— los finales de los libros son predecibles. 
    Una historia recomendada a todas esas personas que quieren dejar su cuerpo en la realidad y en la ciudad y volar con la mente hacia un lugar inhabitado y una ficción que te dejará con el corazón en la mano.
    Leeré más libros de Lucy Christopher, porque sé que es una de esas escritoras que te hacen sentir millones de emociones a la vez, y les traeré la reseña de cada una. 
    En fin, a este libro le doy: 


¿Qué les pareció la reseña? ¿Leyeron el libro? Comenten que les pareció. 

XoXo, LosingGripMe.

domingo, 26 de abril de 2015

Cramberry Inn #2: Room For More - Beth Ehemann.





    Hace cuatro años, mis sueños se hicieron añicos en un instante.
    Hace tres meses, encontré algo que no he tenido en años. Esperanza.
    Esa esperanza llegó en la forma de un sexy y despreocupado jugador de hockey llamado Brody Murphy. Él se abalanzó y me conquistó con su gran corazón y la forma en que se preocupaba por mí... y mis niñas. Cuando ellas lo miran, ven al padre que nunca han tenido.
    Ahora, mi pasado y mi presente están chocando y el resultado podría ser demasiado para mí de soportar. ¿Puedo tomar la decisión correcta cuando he pasado toda mi vida tomando las equivocadas?



    ¡Aquí, reportándose Ro! 
    Room For More es la segunda entrega de la trilogía Cramberry Inn por Beth Ehemann, donde seguimos con la historia de Kacie y Brody, la madre de dos gemelas y un jugador profesional de hockey. 
    Ya sabemos que Brody es todo lo que una mujer con cuatro dedos en frente quiere, y eso también lo sabía Kacie, pero al tomar las practicas de enfermería, se encuentra cara a cara con su primer amor y el padre biológico de sus hijas: Mark. 
    Aquí hay más drama (solo un poco más) que en Room For You, ya que Kacie tenía la guerra interna de contarle a su actual novio sobre su ex o no hacerlo. Tengo que admitir que muchas veces quise entrar en el libro y darle un golpe a Kacie para que deje de hacer estupideces y comience a pensar con la cabeza. Es frustante que esconda algo tan importante a su pareja, así que este libro lo leí más rápido que el otro por el simple hecho de querer descubrir si Kacie pensaría con las neuronas que Dios le dio. 


    Como en el anterior libro, Beth escribió la historia desde ambos punto de vistas (Kacie y Brody), y eso lo hace aún mejor al ver en ciertas situaciones, los pensamientos de la otra persona. Debo decir que hubo un momento en el que creí que iba a terminar mal... muy mal, que iba a suceder algo que lo cambiaría todo, pero a la escritora se le nota a las leguas que le gusta pegar infartos a sus lectores... 


    Mark, ahora la razón por la que en todo el libro estas histéric@, es insistente con Kacie, intentando que ella escuche sus "razones" para haberla abandonado con las niñas. Y... ¡no! Dios, yo solo quería golpearlo, no importa lo demás. 
    Brody, como siempre, es el hombre perfecto siendo un total amor con las niñas, Piper y Lucy. Se notaba que tenía un cariño sumamente especial por ellas y su mamá, a parte de ser un hijo increíble. En este libro, él tenía un gran cargo en sus espaldas: se terminaba el contrato con su equipo de hockey, y eso también creaba conflictos con su mejor amigo-manager y el resto del equipo. 
    Es una segunda parte llena de nervios, drama y romance, donde el amor maternal se encuentra presente en todo momento y el primer amor aparece como un fantasma. 
    Yo le doy: 


¿Qué les pareció la reseña? ¿Leyeron el libro? Comenten que les pareció. 

XoXo, LosingGripMe. 

martes, 14 de abril de 2015

Cramberry Inn #1: Room For You - Beth Ehemann.






    Hace cuatro años, mis sueños se hicieron añicos en un instante. Traté de recoger las piezas y pegarlas de nuevo de la mejor manera que sabía cómo, pero siempre había algo que faltaba.
    Un padre para mis dos hijas.
  Pero entonces, Brody Murphy llegó a mi puerta, literalmente. Él era un jugador de hockey despreocupado, juguetón, que irrumpió en mi vida y se metió en mi cabeza. Me dejó más confundida que nunca.
¿Y si lo único que pensaba que necesitaba era la única cosa que me estaba deteniendo?




    Oh, dios mío, he querido hacer la reseña de este libro desde hace tiempo, cuando aún no había "renovado" el blog y ahora ¡aquí lo traigo! 
    Bien, este libro pertenece a la trilogía Cramberry Inn de Beth Ehemann, es el primero en el cual conocemos por primera vez a Kacie, una joven de veinticuatro años (para mi eso es ser joven), que tuvo a dos gemelas en la juventud con el chico que amó verdaderamente, Zack. Pero, cuando las cosas se complicaron en sus vidas, a un año de vida de las hijas, él se marchó, dejándola con ambas niñas a su cuidado. Desde entonces, Kacie vivió con su madre en una posada que tenía y administraba a un pueblo de Minnesota, ayudándola a manejarlo mientras que intentaba terminar la carrera de enfermería. 
    Kacie intentó nivelar su vida en el mejor de los casos, pero siempre supo que algo faltaba: un padre para sus hijas. Y aún afectada —luego de cuatro años— por la partida de su pareja, no pensó mucho en los hombres, hasta que un jugador de hockey aparece, literalmente, en la puerta de la posada, pidiendo una habitación para pasar la horrible tormenta que se había avecinado en aquel perdido lugar. Luego de eso, Brody Murphy intentaba acercarse a ella, intentando descubrir que misterios ocultaba aquella hermosa chica de ojos verdes con dos pequeñas niñas gemelas. 
    Este libro es... demasiado hermoso y sencillo, en el sentido de que aquellas doscientas cuarenta y pico de páginas pasaron en un abrir y cerrar de ojos. Room For You habla sobre la forma de que una mujer con ideales de un hombre y futuro padre para sus hijas, termina enamorada de alguien quien rompió todos sus esquemas. ¡Nada más ni nada menos que un famoso jugador de hockey! 


   Claro que para llegar al "... y se besaron" costó un poco, porque Kacie es tan terca como una cabra, aunque eso fue lo que más me gustó de ella. Y pase a que ella quería, primero estaban sus dos hijas. 
    Es una historia divertida, romántica y donde tienes el punto de vista de los dos protagonista, lo cual a mi me pareció excelente. 
    Me gustó mucho que la escritora no haya hecho el prototipo de hombre mujeriego, engreído y fanfarrón, en cambio, Brody es amable, carismático, con un perro de mejor amigo, divertido y... ¿qué va? es perfecto el muy malnacido. Y queda de más decir que terminas completamente enamorada de él al instante.


    Beth nos relata esta historia en forma precisa y justa, tal y como a mi me gusta. Realmente me arrepiento de no haber leído este libro antes, justo en el momento que leí la sinopsis y me la descargué. Pero, como siempre me ocurre, dejo los mejores libros para después. 
    Room For You es un libro donde te enamoras, descubres que el amor es más que solo un sentimiento, y que no todos los hombres son mujeriegos y engañosos. 
   Libro recomendado a todo aquel que tenga dos ojos en su rostro y un cerebro lo suficiente inteligente como para elegir leer esta historia de amor. 

   Yo le doy: 


¿Qué les pareció la reseña? ¿Leyeron el libro? Comenten que les pareció. 

Besos, Ro.